El hombre nuevo

La Revolución detonó e impulsó la creación del Hombre Nuevo. Este sujeto está formado por varias facetas: lo Político, lo Social, lo Ideológico, lo Religioso, lo Económico. Quizá dejé por fuera algún elemento, pero básicamente estos tópicos son hegemónicos en el JuanBimba y se ha afianzado lentamente en la idiosincrasia venezolana.

Desafortunadamente, este cambio sustancial es muy negativo para el desarrollo del país.  Sin embargo, fue una premisa propuesta desde el gobierno que adaptó el Estado para democratizar sus ideas. Es decir, Venezuela se maneja en una conjunción de “ísmos” donde la confusión impera y es el caldo de cultivo ideal para que todos tengan razón. Por otra parte, quiénes tienen el poder comunicacional asegura que vivimos en un Socialismo del siglo XXISocialismo del siglo XXI.

Politización nacional

El logro más contundente de la revolución es haber politizado todos los espacios del país: cultural, deportivo, educativo, salud, vivienda, alimentación, seguridad. No hay un espacio descuidado por la maquinaria propagandística Chavista, mientras que en estos mismos espacios brille por su ausencia las garantías básicas que son deber del estado. Es decir, un país en ruinas pero tapizado con rostros y eslogan de políticos únicos. 

Por otra parte, vemos al venezolano más empapado -informativamente- del quehacer diario político. Esto no quiere decir que el venezolano tenga peso en la RealPolitik venezolana. Entonces, somos espectadores de un Reality Show político donde los bandos batallan por tener razón. Mientras este espectáculo se desarrolla el JuanBimba copia, imita y repite -sin criterio alguno- lo que se habla en el parte diario.

Cualquier figura discursiva donde se empodere políticamente al JuanBimba es una vil e ingenua farsa. Ninguna de estas figuras: Consejo Comunal, CLAP, ni decenas de Misiones, son efectivas para el mejoramiento de la sociedad. Solo contribuye a una larga e interminable red de corrupción donde se benefician algunos, proporcionalmente a su nivel de enchufe. Por ende, no hay que confundir política con negocios personales ni mucho menos con textos repetitivos con argumentos obsoletos y cínicos.

Hombre ideológico

Este sujeto ideológico es simplificado sencillamente en el nuevo término: Bachaquero. Aunque es muy complejo -por contradictorio- de explicar aquí lo intentaré. Aquí es necesario mencionar que los sectores controlados por el Estado son el génesis de este individuo. Entonces, su operación se reduce a una parasitaria función: intermediación. Sí, solo funciona como intermediario entre el producto regulado y el consumidor. No produce, no exporta, no importa, solo se aprovecha.

Esta ideología bachaquera tiene argumentos para justificar su razón de ser. Pero, es tan contradictoria que finalmente se ha refugiado en la desfachatez y el descaro. El Bachaquero es la piedra angular de la teoría de Guerra Económica, que influye Dólardirectamente en la Guerra Psicológica y termina contaminando la Guerra Mediática. Y aquí nos encontramos en un círculo vicioso donde el actor principal (Bachaquero) es quien ejecuta toda la perversión mercantil. Aunque este actor es solo parte de un juego superior y de más alto nivel donde el Estado y amañado por la Cúpula Chavista termina siendo el Bachaquero Mayor.

El Bachaquero justifica su complicidad revolucionaria con aforismos sobre Libertad, Soberanía, Independencia Patria. Adornando su discurso de odio con una supuesta Justicia y Verdad, apropiándose de un título de justiciero popular en contra de un supuesto victimario atemporal que es el causante de todo el daño: oligarca, imperialista. Y no es que no existan estos oligarcas o imperialistas, el punto es el precio que estamos pagando en esta supuesta lucha de independencia de Cuarta Generación. Y qué monstruo se está alimentando de este discurso inoculado. Pero al final de todo, no estamos luchando en contra de nadie, porque todo es parte de un Show orquestado por una nueva cúpula que no tiene otra alternativa que permanecer en el poder.

O sea, no existe tal ideología socialista, existe es la Apología al Delito, el Culto a la Personalidad y el Bachaquerismo. El Hombre NuevoTodo intento por el Romanticismo de las teorías de siglos pasados o el afanado aburguesamiento izquierdista se ve inmediatamente eclipsado por la naturaleza misma de este individuo. La única diferencia del ladrón y estafador de la Cuarta con el de la Quinta República es el Discurso Ético. 

Moraleja

 

Dejar de tomar decisiones políticas para tomar decisiones técnicas sería el primer paso para demostrar Buena Voluntad PolíticaEliminar el Control de Cambiolos Controles de PreciosMapear y replantear los Subsidios Excesivos. Dejar de Politizar todos los espacios del país. Replantear el Sistema de JusticiaReplantear el Sistema Electoral. Replantear el Sistema Penal. Eliminar la Descentralización del país. Crear un ambiente armónico para la inversión extranjera. Hacer lo necesario para aumentar la Credibilidad Política. Ser verdaderos Políticos y entender que son Servidores Públicos. Eliminar por completo la Militarización de Venezuela.

“En hombre nuevo no hay trampa vieja”

 

Anuncios

3 Comentarios Agrega el tuyo

  1. En mi humilde opinión, aquí en Colombia existe un sistema como tú lo planteas, pero igual la corrupción pulula y la desigualdad crece cada día,a pesar que somos un Estado de Derecho y nuestro sistema es “democrático” y el poder está centralizado. Ningún sistema político funciona, en definitiva. Si sus ciudadanos no son autónomos y se reconoce la verdadera función de la política en el desarrollo de las naciones.

    Le gusta a 1 persona

    1. Estimado gracias por leerme y preocuparte en comentar. Bueno, trabajar comparando países, sus realidades e idiosincrasias es complejo. Las cúpulas corruptas existen y no dejarán de hacerlo, como los apellidos que gobiernan, administran y toman decisiones en nuestras naciones. En Colombia la institucionalidad trabaja para que la corrupción sea la excepción. En Venezuela el sistema está hecho para que la corrupción sea la norma. El sistema en Colombia genera la confianza para la inversión de capital y a su vez eso se transforma en empleo, etc. En Venezuela se asfixia a la inversión lo que genera cierre de empresas, desempleo, delincuencia, etc. Ciertamente, el sistema colombiano tiene sus oportunidades para mejorar; pero no es de zarpazo. Recuerde estimado que Colombia viene de décadas largas de violencia, narcotráfico y pare ud de contar. Pero a mi parecer, Colombia tiene opciones y está encaminada es crecer y ofrecer a sus ciudadanos bienestar y dar garantías mínimas para todos. El tema Venezuela es bastante complejo porque ya dejó de estar estancada para ir en retroceso. Le dejo un abrazo estimado, y si tiene alguna otra opinión o alguna corrección escríbala y con gusto la conversamos. Saludos

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s